A Mari Luz Sola nos la podemos encontrar leyendo en un parque,  bien en el barrio de La Peña de Bilbao o en San Asensio, en La Rioja. Nos cuenta que en el bolso con el que sale a la calle ya nunca falta un libro (o más) de lectura fácil. “Como son cortos y pesan poco, me es muy cómodo llevármelos para leer fuera”.

Como podéis comprobar en el vídeo, la entrevistamos en su casa. Es su hija Sara, quien le propone contar su experiencia con la Lectura Fácil y quien le lanza preguntas como éstas:

¿Te gusta leer desde siempre?

¿Ahora de mayor, qué tipo de libros lees?

¿Has ido encontrando dificultades con la edad?

¿Cómo conociste la Lectura Fácil?

¿Por qué te animaste a leer los primeros libros?

¿Cómo empezaste a participar en un club LF?

¿Qué destacarías de esta experiencia?

¿Qué libros has leído hasta ahora y cuáles son tus favoritos?

¿Recomendarías la Lectura Fácil?, ¿y participar en clubs?

¿Qué libros tienes previsto leer próximamente? 

A sus 70 años, Mari Luz no tiene problemas de lectura o de comprensión y sin embargo se ha aficionado a la LF. En ese sentido, su proceso lector es diferente al público habitual de la lectura fácil.

FacebookTwitterLinkedInEmailWhatsApp