Otra de las experiencias innovadoras que se presentaron en el II Encuentro de Clubs de Lectura Fácil de Euskadi. El recorrido de esta asociación en Alava es un referente en el campo de la LF. Apdema lleva trabajando la lectura fácil desde hace varios años y siempre queriendo ir a más y a mejor. Sus clubs de lectura han aumentado en número de personas, se han extendido por más puntos de la geografía alavesa y su última apuesta va encaminada a hacer de los grupos de lectura fácil un espacio diverso e inclusivo donde se junten personas con y sin discapacidad intelectual.

En el Encuentro pudimos contar con la experiencia de Elena Piris, dinamizadora veterana en Apdema y dos participantes de uno de estos ejemplos de clubs inclusivos, que se han puesto en marcha en colaboración con la red de bibliotecas de Vitoria-Gasteiz. Nos encantó como lo explicaron, sobre todo a la hora de transmitir los lazos tan especiales y el ambiente de camaradería que se ha creado entre los participantes de estos clubs. Así lo reflejaron en su blog:

“He de decir que a pesar de los nervios ambas lo hicieron de fábula y entre otras cosas Belén dijo “me parece muy interesante estar con gente que no sea de Apdema. Ellos hablan más que nosotros y todos nos tratamos igual. Esto me parece muy importante”. Y Paqui comentó “El formato de los libros me ha sorprendido y las dinámicas que hemos usado también. Ha sido un descubrimiento muy recomendable”. A mí me pareció muy importante que la gente supiera que a pesar de que en un primer momento si se podían ver dos grupos de personas compartiendo una lectura, a día de hoy cualquiera que visite nuestro Club (por supuesto estáis todos invitados) se encontrará con un grupo de amigos que se reúnen para compartir el placer de la lectura.

Aquí podéis ver también un estupendo resumen del trabajo de Apdema y su evolución hasta el día de hoy que nos mostraron ese día.

FacebookTwitterLinkedInGoogle+PinterestEmailEvernote